Agencia Prensa Rural
Loading
Mapa del sitio
Suscríbete a servicioprensarural

IV encuentro nacional de Zonas de Reserva Campesina
Tibú, Zona de Reserva campesina del Catatumbo, 18 al 21 de septiembre de 2014
 

La Asociación Nacional de Zonas de Reserva Campesina, ANZORC, es un movimiento social campesino que congrega 54 organizaciones promotoras de Zonas de Reserva Campesina (ZRC) en Colombia. Es además un espacio de articulación y coordinación de las organizaciones campesinas comprometidas con la defensa de los derechos humanos, la protección del medio ambiente y la defensa de la tierra y el territorio para el campesinado, particularmente de las ZRC. Esta figura amparada por la ley y la Constitución Política permite, mediante la presencia institucional y las políticas públicas, el ordenamiento territorial, social, ambiental, económico y productivo de territorios campesinos.

Pese a las restricciones de política impuestas a las ZRC, esta figura ha demostrado ser una alternativa viable y eficaz en la estabilización de comunidades, el fortalecimiento de la economía campesina, la planificación concertada del desarrollo rural, el acceso a la tierra, el derecho a la alimentación y la protección ambiental.

Desde la reactivación de las ZRC en el país (2010) con el inicio del gobierno de Juan Manuel Santos, y en el marco de concertación con el INCODER, la ANZORC ha realizado tres Encuentros Nacionales de Zonas de Reserva Campesina, que han fortalecido la propuestas de las organizaciones agrarias, la interlocución con la institucionalidad, la cooperación internacional y la academia. Asimismo se ha exigido el cumplimiento de la Ley 160 de 1994 y la visibilidad a la sociedad en general de la importancia del sector rural para la vida del país.

Diversos sucesos ocurridos el 2013 marcaron un hito para la lucha social y popular en Colombia; el paro agrario protagonizado en la región del Catatumbo con una duración de 53 días, marcó un precedente histórico en la movilización social, popular y campesina, contando con un importante apoyo de población urbana en distintas ciudades del país. El Paro Nacional Agrario determinó la necesidad de unificar esfuerzos de los distintos sectores de la ruralidad colombiana, concretándose en la conformación del espacio de la Cumbre Agraria Campesina, Étnica y Popular. Este escenario de unidad ha sido definitivo para las jornadas de movilización que se desarrollaron durante el presente año y para la interlocución con el gobierno nacional.

Hoy el Catatumbo vive una grave crisis humanitaria causada por los constantes enfrentamientos entre las Fuerzas Militares y la insurgencia. El continuo desembarco de tropas del ejército, bombardeos y ametrallamientos indiscriminados cerca y dentro de los cascos poblacionales, vulneran el principio de distinción, dejando a la población civil en medio de los enfrentamientos, con amenazas, hechos de intimidación, señalamientos, tortura y daños ambientales. Estas situaciones y hechos se han presentado salvaguardados bajo la declaratoria de Plan de Consolidación Territorial determinado para la región. Por esto se hace urgente la declaración de la ZRC del Catatumbo ya que será únicamente a través del reconocimiento del campesinado como actor e interlocutor político, permitiendo el desarrollo rural, económico, productivo, ambiental y cultural que beneficia la pequeña familia campesina, que se dará el primer paso para disminuir las desigualdades sociales en el campo colombiano, con un claro respeto por los derechos humanos y los derechos de los campesinos.

En esta perspectiva, los movimientos sociales agrarios y populares, tenemos como enfoque seguir los procesos de interlocución con el gobierno nacional, pero sin dejar de lado la movilización permanente que conlleve satisfactoriamente a dar solución a las causas estructurales que dieron origen al conflicto social y armado, y a brindar las garantías necesarias para el ejercicio pleno de la democracia y la paz con justicia social.

Por tanto, este 2014 es un año decisivo y de importantes avances en unidad por la lucha agraria y popular por la democracia, el derecho al acceso a la tierra, la protección del territorio, el medio ambiente, la economía campesina, a la alimentación sana, los derechos del campesinado y el avance hacia la paz con justicia social. Del mismo modo, decisiones jurisprudenciales como la de la Corte Constitucional al declarar la exequibilidad del capítulo XIII de la Ley 160 o como el fallo del Tribunal Superior del Distrito Judicial de Cúcuta que ratificó la constitucionalidad del proceso de declaración de la Zona de Reserva Campesina del Catatumbo, nos brindan elementos que fortalecen las exigencias de reconocimiento de las comunidades campesinas, al tiempo que imponen la necesidad de fundamentar, aún más, las apuestas programáticas de la ANZORC en materia de relacionamiento intercultural.

En este sentido, y como todos los años desde el 2010, la Asociación Nacional de Zonas de Reserva Campesina - ANZORC tiene el gusto de convocar a las organizaciones campesinas, indígenas, afrodescendientes e internacionales, procesos académicos, instituciones del Estado, alcaldías y gobernaciones a participar del 18 al 21 de Septiembre de 2014, en la región del Catatumbo, Tibú, Norte de Santander, del IV Encuentro Nacional de Zonas de Reserva Campesina, como escenario de reivindicación de los derechos campesinos y hacia la construcción de propuestas territoriales de relacionamiento intercultural e interétnico para nuestro país rural. En este encuentro esperamos abrir espacios para discutir la pertinencia de la lógica de la inter y trans culturalidad a la hora de cualificar las reivindicaciones específicas de cada comunidad y organización asistente, esto parte del proceso de construcción de un enfoque de derechos campesinos.

Mayor información:

Cuarto.encuentrozrc@gmail.com

“Zonas de Reserva Campesina: Iniciativa Agraria de Paz”