Agencia Prensa Rural
Mapa del sitio
Suscríbete a servicioprensarural

Versiones diferentes entre Parques Nacionales Naturales y campesinos por conservación del medio ambiente
 

Comunicado Delegación Campesina en la Mesa de Concertación Nacional [1] con Parques Nacionales Naturales - PNN

“Parques Nacionales Naturales le da la espalda a los campesinos y a la paz”

Dos propuestas de Decreto (una de PNN y otra del campesinado) para solucionar los conflictos territoriales y socioambientales en áreas del Sistema de Parques Nacionales Naturales fueron radicadas y discutidas en la instancia de la Comisión de Seguimiento, Impulso y Verificación a la Implementación -CSIVI- del Acuerdo Final firmado entre el Gobierno y las FARC. Dadas las diversas y encontradas versiones sobre el trámite del decreto la delegación campesina se permite informar:

  • El martes 16 de mayo fue presentada en la CSIVI la propuesta unilateral de Decreto Ley de Parques Nacionales Naturales, la cual tiene como objetivo la salida de los campesinos de las áreas del Sistema de Parques Nacionales Naturales de Colombia, que incluye, entre otras medidas el “desmonte de las actividades campesinas” como la agricultura, lo que vulnera derechos fundamentales campesinos como la alimentación.
  • Esa misma semana las FARC acogieron y presentaron en la CSIVI la propuesta de Decreto Ley construida por las organizaciones campesinas que representa simultáneamente los intereses de conservación y los derechos campesinos en áreas del Sistema de Parques Nacionales Naturales. El objetivo de esta propuesta es armonizar la conservación de las áreas del Sistema de Parques Nacionales Naturales de Colombia, con el bienestar y buen vivir de las comunidades campesinas que las habitan, permitiendo su permanencia en el territorio mediante la reconversión productiva, apoyada por el Estado, hacia Sistemas Agrarios Sostenibles para la Conservación (SASC) que contribuyan a frenar la deforestación, cerrar la frontera agrícola y a minimizar los impactos negativos sobre los ecosistemas, dejando áreas disponibles para iniciar proyectos participativos de restauración ecológica.
  • Ante la existencia de dos propuestas con objetivos radicalmente diferentes (la de Parques y la del campesinado) se realizó en CSIVI una primera sesión de negociaciones el jueves 18 de mayo de 2017 y una segunda sesión el 23 de mayo, sin que se pudiera llegar a un acuerdo sobre el contenido del decreto ley.
  • Hasta ahora persisten diferencias fundamentales sobre la participación vinculante del campesinado en la definición y los lineamientos para la reglamentación de los Sistemas para la Conservación -SC, a través de una instancia de concertación, lo cual es fundamental para transitar hacia la sostenibilidad con la producción agrícola y pecuaria de la economía campesina dentro de los Parques. Situación que, a juicio de las organizaciones campesinas, va en contravía del espíritu de la implementación del Acuerdo de Paz, que incluye activamente a las comunidades rurales en todas las fases de la construcción de paz territorial.
  • Durante estos años de concertación en la Mesa Nacional, en lugar de llegar a soluciones de política pública al conflicto territorial entre campesinos y PNN como está previsto en el acuerdo para la prosperidad 079 de 2012, por el contrario se incrementaron las acciones sancionatorias, judiciales, policivas y militares, las erradicaciones violentas de cultivos de coca, las confiscaciones de ganado y la amenaza de destruir las carreteras e infraestructuras sociales que han construido los campesinos; acciones de hecho que criminalizan y atentan contra las comunidades campesinas.
  • Se deja constancia de la importancia que implica la implementación de los acuerdos de paz sobre Reforma Rural Integral y sustitución de cultivos de coca, tanto para la conservación de las Áreas Protegidas como para la garantía de derechos fundamentales y el buen vivir de los campesinos, como lo indica precisamente el tercer acápite del subpunto 1.1.10 de la Reforma Rural Integral:

“Apoyará a las comunidades rurales que actualmente colindan con, o están dentro de las áreas que deben tener un manejo ambiental especial detalladas previamente, en la estructuración de planes para su desarrollo, incluidos programas de reasentamiento o de recuperación comunitaria de bosques y medio ambiente, que sean compatibles y contribuyan con los objetivos de cierre de la frontera agrícola y conservación ambiental, tales como: prestación de servicios ambientales, dando especial reconocimiento y valoración a los intangibles culturales y espirituales y protegiendo el interés social; sistemas de producción alimentaria sostenible y silvopastoriles; reforestación; Zonas de Reserva Campesina (ZRC); y en general otras formas de organización de la población rural y de la economía campesina sostenible.”

El texto resaltado es precisamente lo que Parques Nacionales no incorpora en su propuesta unilateral de Decreto Ley, desconoce las causas de este conflicto territorial, así como los aportes de campesinos y campesinas en la conservación y su necesaria participación en el diseño de iniciativas sostenibles, basados en las adaptaciones innovadoras que aportan a la conservación y a la experiencia de convivir armónicamente con la naturaleza. Negando principios fundamentales del acuerdo final de paz como lo son: transformación estructural, es decir la transformación de la realidad rural con equidad, igualdad y democracia; bienestar; buen vivir y participación.

Es reiterada la negativa de Parques Nacionales para reconocer las causas de este conflicto territorial, así como la negativa de reconocer y valorar los aportes de campesinos y campesinas a la conservación y su necesaria participación en el diseño de iniciativas sostenibles, basados en las adaptaciones innovadoras que aportan a la conservación y a la experiencia de convivir armónicamente con la naturaleza.

PNN insiste en los “Acuerdos transitorios con población campesina para mantener o mejorar el estado de conservación de las áreas del Sistema de Parques Nacionales Naturales”, los cuales están dirigidos al desmonte de las actividades no permitidas como la agricultura, sin plantear alternativas de medios de vida, lo que afecta drásticamente al bienestar y buen vivir de la población campesina asentada en las áreas del SPNN, incluso desde antes de la creación de los Parques.

Pese a los intentos y enormes esfuerzos, no se logró acordar en la instancia de la CSIVI una propuesta para solucionar los conflictos territoriales y avanzar en la implementación de los puntos 1.1.8,1.1.10 y 4.1.4 del Acuerdo, perdiendo con ello una oportunidad histórica para avanzar en el reconocimiento de los derechos fundamentales de los campesinos, sujetos de especial protección constitucional.

No obstante seguimos empeñados en encontrar una solución efectiva para los conflictos territoriales que permita armonizar la conservación y la garantía plena de los derechos campesinos en los PNN de Colombia.

[1] Instancia de concertación para la formulación de la política pública de solución de conflictos territoriales en áreas protegidas del SPNN.