Agencia Prensa Rural
Loading
Mapa del sitio
Suscríbete a servicioprensarural

Venezuela: Pandilla nazi asesina al activista antifascista y músico Luis "Rachel" Chirinos
RASH Los Caracas / Domingo 7 de febrero de 2010
 

En horas de la noche del viernes 5 de febrero, en la zona La Candelaria en el centro de Caracas (Venezuela), dos neonazis atacaron brutalmente a Luis “Rachel” Chirinos, activista antifascista y músico local, quien para el momento de la agresión se encontraba con su novia, la cual está embarazada.

Los delincuentes fascistas abordaron al Rachel, increpándolo acerca de sus convicciones libertarias, golpeándole y atacándole con armas blancas, dejándolo tendido en el suelo y huyendo cobardemente. Rachel fue asistido y llevado a un centro asistencial pero ya era tarde, los asesinos habían segado su vida.

No debe tomarse esta agresión como una más. No se puede atribuir estos hechos al hampa común ni a una simple pelea. Se trata de una agresión fascista repudiable, vil y que no estamos dispuestos a pasar por alto.

Los hechos repudiables de este grupo que cada vez toma más adeptos (sobre todo en adolescentes descarrilados con ideas “nacionalistas trasnochadas”) deben llamarnos a la reflexión y encender nuestras alarmas. Hoy más que nunca es necesario que estemos alerta para frenar esta ola fascista que amenaza con inundar nuestras calles con sangre inocente y violencia reaccionaria.

Es muy probable que quienes realizaron tan cobarde acto tengan vinculación con algún poder económico o el padrinazgo de la pequeña burguesía. Por tanto hacemos un llamado a los colectivos e individuos, para que se unan y así poder frenar esta plaga que pretende ganar espacios en nuestras calles. Denunciando, ahí donde estuvieren, a estos grupos y desde cualquier punto de vista alejado de la realidad del país.

Nuestras más sentidas condolencias para su señora madre, su pareja, familiares y amigos. El vacío que deja Rachel es irreparable, pero su siembra debe ser un punto final a una historia de agresión que estos desfasados pretenden escribir.

Ni perdón ni olvido…

Luis “Rachel” Chirinos, ¡presente!