Agencia Prensa Rural
Mapa del sitio
Suscríbete a servicioprensarural

¿Por qué el gobierno se empecina en acabar con el Parlamento Andino?
Nelson Lombana Silva / Jueves 16 de enero de 2014
 
Lilia Solano Ramírez, candidata al Parlamento Andino, 501 por la UP. Foto Nelosi

Los gobiernos colombianos, especialmente los últimos, se han empecinado en acabar con la figura del Parlamento Andino, argumentando que simplemente es un aparato más que poco papel juega o podría llegar a jugar en esta zona del continente americano. Lo han llegado a calificar de “elefante blanco” y otra serie de epítetos desobligantes, para lo cual han utilizado constantemente los medios masivos de comunicación.

Al parecer la figura de Parlamento Andino data de los años 70, quizás uno de los más antiguos en relación con otros como el Parlamento Europeo, y su trabajo fundamental radica en unir los pueblos que hacen parte de éste, como Colombia, Ecuador, Perú y Bolivia. La sede actual es Colombia. No obstante, Ecuador estaría supremamente interesado en ser sede.

El gobierno colombiano estaría interesado en eliminar este escenario por dos razones, según la profesora universitaria, filósofa y politóloga Lilia Solano Ramírez, quien precisamente es la candidata a este Parlamento por la Unión Patriótica: uno, porque es una figura incómoda al proyecto imperialista de los Estados Unidos; y dos, porque el presidente Santos quiere fortalecer la Alianza Pacífica que significa economía y guerra y no bienestar para los pueblos que hacen parte del Parlamento Andino. Considera el Parlamento Andino inconveniente, contrario al proyecto bélico que acarician los Estados Unidos.

La profesora universitaria critica la posición de incomunicación que sobre el Parlamento Andino ha asumido los denominados medios masivos de comunicación. La candidata a esta corporación, marcada en el tarjetón con el 501, señala que por allí solo circulan los proyectos del gobierno.

Entre las muchas iniciativas que vienen trabajo el Parlamento Andino, está la propuesta de ciudadanía común, una cédula que permite a cualquier ciudadano moverse libremente, tener derecho a la universidad, trabajo, salud, etc., sin ningún inconveniente.

La compañera Lilia Solano Ramírez solicita el apoyo de comunistas, de la UP, demócratas, amigos y simpatizantes en sus aspiraciones de llegar al Parlamento Andino, marcando en el tarjetón el logo de la Unión Patriótica y el número 501.

La entrevista con la compañera candidata es la siguiente:

—¿Qué significa para usted participar de la candidatura al Parlamento Andino por la Unión Patriótica (UP)?

—Para comenzar: El Parlamento Andino es un Parlamento que fue iniciado desde finales de los 70, o sea, es el Parlamento más antiguo, en relación con el concepto de Parlamento como el Parlamento Europeo, y fue pensado precisamente teniendo en cuenta la integración de los pueblos, que significa para los pueblos poderse integrar en temas como la economía, la paz, los derechos humanos, el modelo económico, la defensa de los recursos naturales, etc. Por eso el Parlamento Andino representa un esfuerzo que debemos mantener.

—¿Por qué cree usted que el gobierno nacional se ha empecinado en minimizar la importancia del Parlamento Andino?

—Creo que al gobierno no le interesa el Parlamento Andino porque éste y los anteriores gobiernos están al servicio más de los intereses tanto del gran capital, de las transnacionales, de los megaproyectos, pero también están al servicio de las órdenes que los Estados Unidos les dén y esto no es como un cliché sino absolutamente cierto en el tema del Parlamento Andino, porque por esa misma razón no quieren fortalecer a Unasur, sino al contrario, avanzar en la Alianza del Pacífico, que es una integración en dos temas: economía y guerra.

—¿Qué papel ha jugado el Parlamento Andino en el proceso unitario de Sudamérica?

—Depende de los países, pero, sobre todo, de los gobiernos que tengan los países. Por ejemplo, Bolivia y Ecuador, que tienen gobiernos más de corte social, son países en los que el Parlamento Andino tiene una gran importancia. En Ecuador tiene una universidad, la universidad Simón Bolívar, se invierten recursos en estos lugares para el Parlamento Andino.

La sede es en Colombia del Parlamento Andino, pero Bolivia ha pedido la sede, precisamente, porque ve que el perfil que tiene el Parlamento Andino le sirve mucho y fortalece estos gobiernos que representan un avance en todas las reivindicaciones sociales. Aquí estamos muy atrasados con respecto a eso, a pesar de que en el vecindario han cambiado muchas cosas, en Colombia se mantiene un gobierno al servicio del proyecto neoliberal y ahí Colombia tiene que dar una caminata.

—Usted como candidata al Parlamento Andino por la UP, ¿cómo le podría apostar a la unidad de Sudamérica?

—Como no tenemos esa integración con los pueblos latinoamericanos, creo que el Parlamento Andino tiene que cumplir un gran rol. En medio de un proceso de paz se requiere que la comunidad internacional cumpla un papel importante como veedora, como acompañante, como garante. Aquí en Colombia las cosas no van a cambiar de un día para otro, las cosas van a tener que empujarse mucho también desde los pueblos y el Parlamento Andino puede cumplir y debe cumplir esa labor.

—Hablaba usted de una ciudadanía andina. ¿En qué consiste esta iniciativa?

—Esta iniciativa consiste en que los ciudadanos de Perú, Colombia, Ecuador, Bolivia, puedan moverse libremente de un país a otro, solo con su cédula; ingresar a la universidad, tener acceso a la salud, buscar trabajo, invertir como si fueran ciudadanos de esos países.

—¿Cómo va marchando esta iniciativa?

—Esto va muy bien. En eso sí se ha avanzado. Lo que pasa es que como dije: No se da a conocer de ninguna manera, porque no hay el interés; lamentablemente los medios masivos de comunicación reflejan es esa capacidad de repetir solo lo que son los proyectos del gobierno y no lo que está más al servicio del pueblo, no se les da la importancia.

—Finalmente, ¿quién es Lilia Solano Ramírez y por qué hay que votar por usted al Parlamento Andino marcando logo UP y el número 501?

—Bueno, Lilia Solano Ramírez es una profesora universitaria. Soy filósofa, politóloga, defensora de derechos humanos. En los últimos años me he dedicado de lleno a los trabajos de investigación en el tema de víctimas y acompañamientos en distintos sectores de víctimas y también al trabajo internacional, en diferentes sectores, no solamente académicos, sino sociales. Creo que soy alguien que entiende el tema y que se compromete con lo que significa el Parlamento Andino. Debe buscar la lista de la Unión Patriótica y marcar el 501.