Agencia Prensa Rural
Mapa del sitio
Suscríbete a servicioprensarural

Guardias torturan a presos en La Dorada (Caldas)
Estas violaciones obedecen a represalias y venganzas por parte de miembros de la guardia del penal debido a las diversas denuncias que los prisioneros, entre ellos Boris Medina Payán, han formulado en su contra por tortura, tratos crueles e inhumanos.
Fundación Lazos de Dignidad / Lunes 8 de septiembre de 2014
 

La Fundación Lazos de Dignidad emite denuncia pública contra el Instituto Nacional Carcelario y Penitenciario de Colombia por las sistemáticas violaciones a los derechos humanos (agresiones físicas, verbales y amenazas) cometidas por la guardia contra los prisioneros Boris Medina Payán (TD 5409), Duvian Ramírez (5264) y Daniel Guevara (TD 4212), recluidos en la pabellón 7 de la Penitenciaría de Alta y Mediana Seguridad “Doña Juana” de La Dorada (Caldas), conforme a denuncia recibida hoy por parte de una de las víctimas.

Hechos

1. El sábado 8 de septiembre de 2014, a las 9:30 am, varios guardias ingresaron al pabellón 7 en momentos que los prisioneros realizaban labores de aseo en calma, informando que se llevaría a cabo una requisa, la cual no realizaron, procediendo a buscar a los prisioneros Boris Medina Payán y Duvian Ramírez, quienes fueron ubicados en el centro del pabellón donde los dragoneantes Morales, Arcia, Sierra y Celis les propinaron patadas, puños, golpes con bastones de mando y gas pimienta en los rostros, al tiempo que les gritaban improperios y señalaban de “sapo” al prisionero Boris Medina Payán.

Estos hechos se consumaron en presencia del teniente Uyola, el cabo González y el sargento José Olivarez, sin que tales funcionarios impidieran la acción violenta de sus colegas, haciendo caso omiso a la petición de no agresión que a gritos hicieran alrededor de 164 prisioneros recluidos en ese pabellón, quienes se asumen como testigos de estos hechos.

2. Luego de la golpiza, el dragoneante Celis, conocido por los prisioneros como “el torturador”, se dirigió al prisionero Daniel Guevara y le manifestó que él sería el próximo ya que conocía que se queja mucho ante las ONG.

3. Desde ese mismo día hasta la fecha, los prisioneros Boris Medina Payán y Duvian Ramírez permanecen incomunicados en celdas de castigo.

Antecedentes

1. El 3 de julio de 2014, mediante oficio 011/GAP, la Fundación Lazos de Dignidad solicitó intervención con carácter urgente de la coordinadora del Grupo DDHH Inpec, en ese momento Ivonne Lagos Díaz, para que se iniciaran las investigaciones penales y disciplinarias por la tortura y otras agresiones padecidas y denunciadas por el prisionero Boris Medina Payán, para quien también se pidió remisión inmediata a valoración médico legal, puesto que el 27 de junio de 2014, en un primer momento, miembros de la guardia, en cabeza del dragoneante José Muñoz, insultaron, amenazaron e intimidaciones al detenido Boris Medina Payán, y en un segundo momento, los dragoneantes Muñoz, Arango, Valderrama y Robayo, el inspector Murcia y alrededor de 15 guardias lo forzaron a desnudarse, le rociaron gas pimienta en sus genitales, le propinaron una fuerte golpiza y los sometieron a seis días de aislamiento en celdas de castigo.

Rechazamos las torturas y violaciones a los derechos humanos cometidas contra los prisioneros

El Estado colombiano, conforme a la Convención Americana sobre los Derechos Humanos, tiene la obligación internacional de respetar y garantizar el ejercicio de todos los derechos de sus ciudadanos, prevenir la amenaza o afectación de éstos, así como investigar y sancionar severamente los delitos que se desprendan de las violaciones a los derechos humanos.

En el presente caso, el Estado colombiano ha violado su obligación internacional y por tanto la Constitución Política de Colombia, puesto que sus funcionarios adscritos al Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario (Inpec) mediante actos de tortura han agredido la integridad personal (física y psicológica) de los prisioneros Boris Medina Payán y Duvian Ramírez, y han amenazado los derechos del prisionero Daniel Guevara, hechos que conforme a la legislación penal constituyen delitos, sobre los cuales también se ha omitido el deber de investigarlos y sancionarlos, generando impunidad sobre los mismos y permitiendo que se cometan nuestros hechos de agresión ante la ausencia de medidas de protección efectivas.

La Fundación Lazos de Dignidad resalta que éstas violaciones obedecen a represalias y venganzas por parte de miembros de la guardia del penal debido a las diversas denuncias que los prisioneros, entre ellos Boris Medina Payán, han formulado en su contra por tortura, tratos crueles e inhumanos. Por tanto, en virtud de la labor que desarrollamos en la defensa de los derechos humanos de la población reclusa, presentamos las siguientes:

Peticiones

1. Que el director del Inpec ordene al director de Penitenciaría de Alta y Mediana Seguridad “Doña Juana” de La Dorada (Caldas) poner fin inmediato al aislamiento arbitrario al que están siendo sometidos los prisioneros Boris Medina Payán y Duvian Ramírez.

2. Que con carácter urgente el director del Inpec ordene la remisión inmediata de los prisioneros Boris Medina Payán y Duvian Ramírez al Instituto Nacional de Medicina Legal y Ciencias Forenses, para que sean valorados y establezca la incapacidad médico legal a la que haya lugar.

3. Que la Fiscalía General de la Nación y la Procuraduría General de la Nación inicien las investigaciones penales y disciplinarias correspondientes por los hechos de tortura, tratos crueles, inhumanos y degradantes consumados contra los prisioneros Boris Medina Payán y Duvian Ramírez y por las amenazas consumadas contra Daniel Guevara y se sancione a los responsables.

4. Que la Defensoría del Pueblo intervenga para que se verifique las condiciones físicas, de salud y seguridad de los prisioneros Boris Medina Payán, Duvian Ramírez y Daniel Guevara, y sirva como ente garante para que se tomen los testimonios del caso.

A las organizaciones, personas y medios de comunicación solidarios les solicitamos enviar sus pronunciamientos de respaldo a la presente denuncia a las siguientes autoridades:

Coronel Jhon Alejandro Murillo Pérez
Director General del Inpec
Calle 26 No 27-48
Teléfono: (571) 2347474 – 3382316
E-mail: direccion.general@inpec.gov.co

Eduardo Montealegre Lynet
Dg. 22B No. 52-01 Edf. C P.4
Teléfono: 57 (1) 570 2000 EXT 2003 – 2004
E-mail: luis.montealegre@fiscalia.gov.co

Alejandro Ordóñez Maldonado
Procurador General de la Nación
Cra. 5 No. 15-80
procurador@procuraduria.gov.co
Teléfono: (571) 5878750 Ext 12502

Jorge Armando Otálora Gómez
Defensor del Pueblo
Calle 55 # 10-32, Bogotá
Fax: (+571) 3144000
E-mail: asuntosdefensor@defensoria.gov.co,

Oficina en Colombia del Alto Comisionado de
Naciones Unidas para los Derechos Humanos
Calle 114 No. 9-45 Torre B Oficina 1101
Edificio Teleport Bussines Park – Bogotá, Colombia
Teléfono PBX (57-1) 629 3636 (57-1) 629 3636 Fax (57-1) 629 3637
E-mail: oacnudh@hchr.org.co

Comisión Interamericana de DDHH
E-mail: cidhoea@oas.org, apizarro@oas.org

Bogotá, D.C.
Septiembre 8 de 2014