Agencia Prensa Rural
Mapa del sitio
Suscríbete a servicioprensarural

Cinco años del asesinato del estudiante Jairo Moncayo a manos de paramilitares
 

En el marco del permanente señalamiento contra los estudiantes universitarios que han desplegado el gobierno de Colombia y los medios de comunicación masivos, se conmemoraron el pasado 16 de septiembre, cinco años del vil asesinato de Jairo Moncayo, estudiante de sociología de la Universidad de Nariño, líder estudiantil y comunitario, un joven consciente de la problemática de su entorno que cayó asesinado por los grupos paramilitares que operan aún en la zona del departamento de Nariño, en el suroccidente de Colombia.

Este asesinato se suma a los de Adriana Benítez, estudiante de economía, en octubre de 2000; Martín Rodríguez, estudiante de derecho, en septiembre del mismo año; Marcos Salazar, estudiante de ingeniería, en enero de 2002; y Tito Libio Hernández, trabajador de la Universidad de Nariño, en abril del mismo año. Todas estas muertes ponen en evidencia la persecución sistemática que se ha implementado contra los sectores de la educación superior, lugares en donde según la torpeza del gobierno colombiano “las FARC reclutan estudiantes”, cuando tan sólo es la natural rebeldía de la juventud colombiana ante la situación critica que vive el país. Y es que son las voces jóvenes las que se han levantado históricamente contra gobiernos como el actual de Colombia.