Agencia Prensa Rural
Mapa del sitio
Suscríbete a servicioprensarural

Audiencia pública sobre derechos humanos en Soacha (Cundinamarca)
Agencia Prensa Rural / Viernes 21 de noviembre de 2008
 

El jueves 20 de noviembre en el auditorio del Colegio María Auxiliadora de Soacha (Cundinamarca), se llevó a cabo la audiencia pública por el respeto a los derechos humanos, presidida por el senador Alexánder López Maya, presidente de Derechos Humanos y Audiencias de la Comisión Primera. También hicieron presencia la senadora Clara Inés Ramírez, el doctor Víctor Velásquez, el alcalde de Soacha Luis Ernesto Martínez, representantes de la Fiscalía General de la Nación, Personería y ministerios del Interior y de Defensa, miembros de la Fuerza Pública, el coordinador de la Minga Nacional Feliciano Valencia e indígenas procedentes de varias regiones del país, organizaciones no gubernamentales y el Movimiento de Víctimas de Crímenes de Estado.

Se trataron temas tan importantes y de gran trascendencia como la violación de derechos humanos, la falta de inversión en el municipio, el reclutamiento forzado, el desplazamiento y los falsos positivos. En el marco de esta audiencia se escucharon las quejas y los testimonios de las víctimas de estas violaciones, que no han sido sólo en el municipio sino también en el resto del país, las cuales se han ido agudizando y en los últimos días visibilizado en Soacha en el sector de los Altos de Cazuca y en Bogotá en Ciudad Bolívar con la muerte de 11 jóvenes que fueron desaparecidos y luego encontrados en fosas comunes en el municipio de Ocaña (Norte de Santander) y mostrados a la opinión pública como guerrilleros dados de baja en combates con el Ejército, demostrando con esto la forma tan inhumana y maniobrada en que operan las Fuerzas Militares para mostrar a la población colombiana los famosos falsos positivos dados por la “seguridad democrática” del presidente Álvaro Uribe Vélez por los cuales dan dádivas a los militares como ascensos o vacaciones.

Todo se deriva y llega a estos extremos por la falta de salud, vivienda, educación, seguridad alimentaria de un gobierno que no garantiza a sus ciudadanos una vida digna, la no existencia de alcantarillado ni suministro de agua potable, se sufre de analfabetismo, y no hay oportunidad alguna de trabajo, desventajas y debilidades que cada uno de sus habitantes soporta.

En los lugares de residencia de estos jóvenes se ve la negligencia del estado: aunque hay presencia de la Fuerza Pública, es notoria la permanencia de grupos armados como lo son los paramilitares y que llevó a estos jóvenes a convencerse de falsas promesas de trabajo.

Para finalizar se hizo un llamado al cumplimiento de los derechos humanos. Se requiere la atención de la comunidad internacional y del Gobierno Nacional en torno al hecho real y material de los derechos sociales, económicos y culturales; y que se repudie y condene de manera contundente la participación y actuación de miembros de la Fuerza Pública. Por la verdad, justicia y reparación de las víctimas.