Agencia Prensa Rural
Mapa del sitio
Suscríbete a servicioprensarural

Invitación
Jornadas GeoRaizAL 2015
Territorios rurales y construcción de paz
Red de Geografía Crítica de Raíz Latinoamericana / Martes 22 de septiembre de 2015
 

Presentación

La historia de los países de América Latina evidencia en distintos periodos la implementación de distintas formas de extractivismo, incluida la agroexportadora. Esto se ha presentado desde el mismo proceso de conformación del sistema mundo moderno-colonial capitalista, en el que ha sido constante el saqueo y expropiación de la naturaleza a costa de las comunidades rurales [1]. Este modelo impulsado por el patrón de poder moderno colonial a la vez que desconoce la relevancia de la diversidad cultural entre los humanos y desprecia el resto de formas de vida, privilegia la reproducción ampliada de capital a cualquier costo. Acude de manera persistente al extractivismo como fuente de acumulación de capital mediante el despojo violento o sutil de elementos y condiciones del entorno de vida de comunidades y pueblos que habitan los más diversos lugares del planeta. Estos procesos se han intensificado en años recientes a través de la puesta en marcha de gigantescos proyectos de interés corporativo que abarcan extensas regiones del mundo y fundamentan sus propósitos en discursos desarrollistas o en viejas aspiraciones de integración regional supranacional. Entre estos megaproyectos ocupa especial importancia en años recientes la construcción de enormes redes de infraestructuras, entre los que destaca la Iniciativa para las Infraestructuras de la Región Sudamericana -IIRSA- y, en el caso de Brasil, el Programa de Aceleración del Crecimiento. Ambas iniciativas dirigidas a propiciar y viabilizar el imperativo de alcanzar una mayor fluidez de mercancías, una mayor circulación de capital en todas sus formas [2].

El extractivismo conlleva de manera general un control externo del territorio, unos cambios a menudo extraños, dañinos y perversos en los usos de los suelos y una creciente concentración de la tierra. Es promovido por agronegocios y empresas minero-energéticas, cuya presencia genera conflictos por el acceso y uso de la tierra y frecuentes dislocaciones territoriales y sociales, que en el corto, mediano y largo plazo deterioran la vida del conjunto de las comunidades. Por ello muchas de estas comunidades se organizan y desarrollan movimientos sociales que buscan visibilizar y denunciar los conflictos que emergen, asociados sobre todo a los efectos vinculados con la distribución de las tierras, el reconocimiento identitario, la protección del medio ambiente y el acceso al conjunto de la naturaleza, dimensiones éstas sobre las cuales la ecología política ha profundizado sus estudios y reflexiones en décadas recientes [3].

Las acciones de las organizaciones sociales por la redistribución de tierra hacen parte de la constante lucha por el derecho al acceso a la tierra para garantizar la reproducción de la vida de las comunidades rurales. En este sentido, esas acciones han logrado ciertos avances en algunas políticas públicas que estas Jornadas pretenden analizar y discutir, en especial las referidas a Colombia y Brasil, como sucede con la noción de función social de la tierra, la legalización de tierras indígenas y de las comunidades negras, la relación de las comunidades tradicionales con la tierra -como las tierras de faxinal y reservas extrativistas [4] en Brasil-, los asentamientos de reforma agraria en Brasil y las Zonas de Reserva Campesina, reconocidas jurídicamente en el artículo XIII de la ley 160/1994 en Colombia.

El reconocimiento identitario está relacionado con las prácticas y significaciones culturales de las comunidades campesinas, indígenas, afrodescendientes y tradicionales, que conforman el universo de los trabajadores rurales. Se busca el reconocimiento como sujetos políticos de derechos que permitan el mantenimiento de modos de vivir social, económica y culturalmente.

La dimensión ambiental se hace presente en estas Jornadas al tratar las pautas de las comunidades rurales en el sentido del uso y apropiación diferenciada de la naturaleza que practican y que contrasta con la condición de destrucción de la naturaleza que plantea y aplica el capital. También se expresa esta dimensión al pautar la necesidad de justicia ambiental, tanto para las comunidades rurales como para las urbanas.

Por otra parte, el tema de la concentración de la tierra en Colombia será de nuevo puesto en la mesa de discusión durante estas jornadas, su relevancia sigue vigente en la agenda y está ligado a las problemáticas que configuraron el conflicto armado del país. Es un asunto central en el actual contexto de conversaciones de paz iniciadas en 2011 entre el gobierno de Juan Manuel Santos y la guerrilla de las FARC-EP (Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia-Ejército del Pueblo), cuyo primer punto de diálogo trata sobre el acceso a la tierra y territorios de las comunidades rurales. A pesar de los esfuerzos de diálogo sobre este punto, y del reconocimiento jurídico de figuras territoriales, como es el caso de la ley 160/1994 que reconoce las Zonas de Reserva Campesina, ésta norma no se aplica efectivamente para avanzar en la redistribución de tierras y en el reconocimiento de los campesinos y su territorios, lo que se evidencia en los conflictos que se presentan en las ZRC por proyectos extractivos y del agronegocio. Los síntomas de la complejas problemáticas sociales vinculadas con las tierras y el desarrollo rural en Colombia se expresan en múltiples movimientos sociales, muchos de los cuales convergieron en el Paro Nacional Agrario realizado en 2013, realizado por grandes masas de comunidades rurales, apoyadas por amplios sectores de población urbana. Sin embargo, las demandas elevadas durante ese movimiento no se han resuelto, los acuerdos fundamentales permanecen incumplidos por parte del Estado colombiano [5].

En el caso de Brasil, después de una década de gobiernos del Partido de los Trabajadores, se esperaba que esa coyuntura propiciara la realización de una reforma agraria, un reconocimiento político de los campesinos, indígenas, comunidades negras y tradicionales y una redistribución de tierras a través de la titulación de asentamientos de reforma agraria, tierras indígenas, quilombolas [6], reservas extrativistas y de desarrollo sostenible y el respeto a los derechos de los trabajadores rurales y urbanos. Sin embargo en las últimas décadas se identifican los peores índices respecto a la reforma agraria [7]
y lo que efectivamente se impone como política es la instalación de megaproyectos de infraestructuras, circulación y energía vinculada a la fragilización de los códigos de minería, forestal, civil e incentivos financieros al agronegocio para propiciar el desarrollo capitalista en desmedro de la vida de las comunidades rurales.

Como se sabe algunas instituciones de la ONU, junto a organizaciones sociales, han estado discutiendo directrices sobre la tenencia de la tierra y sobre los derechos de los campesinos, en esa búsqueda por establecer puntos en común que propicien el logro de sus aspiraciones. Y, por su parte, los campesinos, aún teniendo claridad sobre las lógicas de la reproducción del capital en relación con ellos, buscan diversas estrategias para garantizar la justicia social y territorial y no cedan en pretender un diálogo crítico junto a estas instituciones. En ese contexto la FAO sostiene que a partir de la gobernanza en torno a la tenencia de la tierra por parte de las comunidades rurales, el Estado y las empresas, sería posible garantizar la seguridad alimentaria [8]. Las comunidades rurales apuestan a la tenencia de la tierra en el sentido de la soberanía alimentaria y la reproducción de la naturaleza y de la vida humana.

Lo que se expresa hoy en las comunidades rurales es la lógica de re-existencias [9] en las que otro elemento fundamental ha sido la promoción de la educación en diversos ámbitos, sea institucionalizados o no. En este sentido las Jornadas consideran la promoción de prácticas educativas, en especial las relativas a la geografía de la cotidianidad y su relación con la geografía planetaria y su aporte al reconocimiento territorial de las comunidades y a la construcción de la paz con justicia social. Estas temáticas son consideradas dentro de la coyuntura de un pos-acuerdo y buscan indagar el papel de las ciencias sociales, particularmente la geografía, en los ámbitos de enseñanza y educación primaria, secundaria y superior. Así atenderemos a preguntas como: ¿Cuáles son los sujetos rurales y las acciones en el territorio que permiten construir paz?, ¿Qué geografía enseñamos para la construcción de paz? ¿Qué puede aportar la geografía a la construcción de territorios de paz?, ¿Qué implicaciones tiene la configuración de la geografía colombiana y brasileña en la configuración de conflictos sociales y ambientales?

Objetivos

• Promover un espacio académico para la discusión entre organizaciones sociales y profesores de ciencias sociales y geografía, que busca comprender problemáticas rurales y sus dimensiones sociales económicas y políticas, en especial para los casos de Brasil y Colombia.

• Identificar los marcos legales de la territorialidad rural en Colombia y Brasil y sus relaciones con las problemáticas rurales.

• Contribuir a la visibilización de los sujetos y sus territorialidades en los espacios rurales.

• Identificar los elementos y relaciones principales asociados con las luchas y conflictos territorialidades de las comunidades rurales de Colombia y Brasil

• Promover vínculos entre profesores universitarios de enseñanza primaria y secundaria de geografía y ciencias sociales para contribuir mutuamente en el proceso de enseñanza-aprendizaje alrededor de la construcción de territorios de paz.

• Discutir los aportes de la geografía en el marco de la educación y la construcción de paz en Colombia.

Metodología

Las jornadas serán realizadas durante el segundo semestre del año 2015 en la Universidad Externado de Colombia promovidas por la red GeoRaizAL, coordinadas por el programa de geografía de esta universidad, el Grupo de Investigación de ANZORC y con la participación de las áreas de investigación en conflicto y dinámica social y economía, trabajo y sociedad, con el apoyo de los grupos de investigación brasileños: Laboratorio de Estudios y Pesquisas sobre Espacio Agrario y Campesinado -LEPE- (Universidade Federal de Pernambuco UFPE) y Colectivo de Estudios sobre Conflictos por el Territorio y por la Tierra Enconttra (Universidade Federal do Paraná - UFPR) y Laboratorio de Estudios sobre Movimientos Sociales y Territorialidades -LEMTO- (Universidade Federal Fluminense - UFF).

Se propone como metodología de cada jornada la presentación sucinta de los temas a cargo de personas de diversos ámbitos -profesionales, profesores de enseñanza primaria, secundaria y universitaria y representantes de organizaciones sociales como Fensuagro, Anzorc, Vía Campesina y CNA- para el posterior diálogo entre los presentadores de los temas y los participantes de las jornadas. En cada jornada habrá un moderador que propondrá el respeto a los tiempos de la metodología y podrá contribuir con comentarios a la dinamización de la discusión.

Programación

Las jornadas serán grabadas y se editarán videos que serán colgados en la página de la red GeoRaizAL.

Nota: Este documento presenta los planteamientos y acuerdos para el desarrollo de las jornadas GeoRaizAL 2015, como parte de la dinamización de la Red Latinoamericana de Geografía Crítica de Raíz Latinoamericana. Son realizadas desde el Programa de Geografía de la Universidad Externado de Colombia y en esta ocasión coordinadas por Mercedes Solá Pérez del Laboratório de Estudos e Pesquisas sobre Espaço Agrário e Campesinato -LEPEC- y Colectivo de Estudios sobre Conflictos por el Territorio y por la Tierra -Enconttra- en su estancia de investigación en el Programa de Geografía, las áreas de investigación en Conflicto y Dinámica Social, y Economía, Trabajo y Sociedad de la Universidad Externado de Colombia y el Grupo de Investigación de Anzorc. Esta estancia es posibilitada mediante el convenio de cooperación académica entre la Universidad Externado de Colombia y la Universidad Federal de Pernambuco y financiada por la Fundación de Amparo a la Ciencia y Tecnología del Estado de Pernambuco.

[1MACHADO ARÁOZ, Horacio (2011). El auge de la minería transnacional en América Latina. In: ALIMONDA, Hector (org.) La naturaleza colonizada - Ecología política y minería en América Latina. Buenos Aires: CLACSO.

[2OLIVEIRA, Dalmo Junior Gomes de; GONÇALVES, Charles Alves; RAMOS Filho, Eraldo da Silva (2013). Problematizando a Integração Regional:As conexões entre a Iniciativa para a Integração da Infraestrutura Regional Sul-Americana (IIRSA) e o Programa de Aceleração do Crescimento (PAC) – Brasil, Revista IDeAS, v. 7, n. especial.

[3CRUZ, Valter do Carmo (2013). Das lutas por redistribuição de terras às lutas pelo reconhecimento de territórios: uma nova gramática das lutas sociais? ACSELRAD, Henri. Cartografia social, terra e território. Rio de Janeiro: IPPUR.
SVAMPA, Maristella (2012). Extractivismo neodesarrollista y movimientos sociales: um giro eco-territorial hacia nuevas alternativas CEB Continental.
PORTO-GONÇALVES, Carlos Walter (2006). A globalização da natureza e a natureza da globalização. Rio de Janeiro: Civilização Brasileira.

[4La ley 6040 de 2007 crea la Política Nacional de Desarrollo Sostenible de los Pueblos y Comunidades Tradicionales que se propone como parte de la ratificación del Convenio 169 de la Organización Internacional del Trabajo y permite el reconocimiento identitario y la institución de territorios para estas comunidades, especialmente a través de Reservas extrativistas y Reservas de Desarrollo Sostenible. Las tierras faxinalenses son una figura territorial específica del estado de Paraná sustentado por el Decreto Estadual 3446/97 de Área Especial de Uso Reglamentado - ARESUR.

[5CAMACHO, Hernán. Cumbre agraria volvería a paro por incumplimientos. Resumen Latinoamericano. 11 de mayo de 2015. Disponible en: < http://www.resumenlatinoamericano.org/2015/05/11/colombia-cumbre-agraria-volveria-a-paro-por-incumplimientos-2/> Acceso el 11 de mayo 2015.

[6Tierras de comunidades negras.

[7CPN NE 2 - Balanço de reforma agrária 2014 e do primeiro mandato da presidente Dilma Rousseff. Disponible en: < http://www.cptne2.org.br/index.php/publicacoes/noticias/noticias/4108-cpt-ne-2-balan%C3%A7o-da-reforma-agr%C3A1ria-2014-e-do-primeiro-mandato-da-presidenta-dilma-rousseff.html > Acceso el 2 de enero de 2015.
Racismo ambiental. 2012 e a reforma agrária. Piores índices em décadas. Disponible en: <http://racismoambiental.net.br/2013/01/04/2012-e-a-reforma-agraria-piores-indices-em-decadas/ > Acceso el 3 de enero de 2013

[8FAO (2012). Directrices voluntarias sobre la gobernanza responsable de la tenencia de la tierra, la pesca y los bosques en el contexto de la seguridad alimentaria nacional.

[9PORTO-GONÇALVES, Carlos Walter (2006). Op. Cit.