Agencia Prensa Rural
Mapa del sitio
Suscríbete a servicioprensarural

Campesinos víctimas del conflicto en Colombia se solidarizan con refugiados sirios
Comunidad de Paz de San José de Apartadó / Viernes 6 de julio de 2018
 
Foto: EuropeIN

Desde nuestra experiencia dolorosa de desplazados, retornados y perseguidos por nuestro propio gobierno y Estado, nos solidarizamos radicalmente con la propuesta hecha por refugiados sirios, que busca establecer una zona humanitaria en Siria, cerca de la frontera con Líbano, de modo que los refugiados sirios en Líbano puedan retornar a su patria y estar allí acompañados por organizaciones humanitarias internacionales.

Nuestra Comunidad de Paz de San José de Apartadó, en Colombia, se fundó por la necesidad de dar respuesta a la grave crisis humanitaria y de desplazamiento forzado por la que atravesó nuestra población en los años anteriores a 1997. Ante todo, hubo una decisión tomada por varios centenares de personas de no dejarnos involucrar en la guerra y no permitir que los diversos actores de la guerra nos manipularan considerándonos militantes de un lado o del otro, según sus intereses. Aunque en estos 21 años transcurridos hemos seguido rodeados por la violencia, hemos logrado crear una comunidad solidaria que progresivamente se ha hecho reconocer como una comunidad independiente, sin armas, que busca construir desde la base una autonomía fundamental.

En esta experiencia nuestra, el acompañamiento internacional ha sido muy importante. Estamos convencidos de que ese acompañamiento ha salvado muchas vidas y ha frenado muchas políticas de represión de nuestro gobierno, pues la fuerza más apabullante en este conflicto que vivimos en Colombia, es la fuerza del Estado, con su ejército, su policía y, sobre todo, con sus estructuras paramilitares, que son fuerzas ilegales pero respaldadas e impulsadas por la fuerza pública oficial, diseñadas justamente para poder violar todas las leyes de la guerra, con una crueldad impresionante, que mira a destruir todos los movimientos sociales que buscan justicia.

La causa del pueblo Sirio, como la causa de todos los que buscan una sociedad más justa e igualitaria, es la causa de todos los verdaderamente humanos. Por ello, como Comunidad de Paz, hacemos nuestra su propuesta de establecer una Zona Humanitaria, blindada por el acompañamiento internacional, pues con plena legitimidad los humanos del mundo somos también parte de esa propuesta.