Agencia Prensa Rural
Mapa del sitio
Suscríbete a servicioprensarural

Masacre de campesinos en Tumaco, un probable caso de impunidad
Red de Prensa Alternativa Zur / Miércoles 30 de enero de 2019
 

“En este caso de tan alta connotación no se ha solicitado la medida de aseguramiento, vemos que hacia el futuro, nada de raro tiene que pidan la preclusión de la investigación y quede en la impunidad” afirma el abogado Edgar Montilla, cuando se refiere al asesinato de siete campesinos en el año 2017 a manos de la fuerza pública en la vereda el Tandil, municipio de Tumaco.

Edgar Montilla, quien acompaño a los familiares de los campesinos asesinados en la audiencia de formulación de imputación, que se llevó a cabo este 24 de enero en la ciudad de Pasto, expresa tener varias preocupaciones sobre este caso, pues afirma que “ el Fiscal realizo una explicación muy clara, con todos los elementos probatorios que darían pie a la imposición de una medida de aseguramiento, sin embargo el Fiscal solo se quedó en la formulación de la imputación, señalándolos como los autores de los homicidios” y agrega además, que le llama la atención “que pese a que se tuviera todos los elementos, el Fiscal dijera que no representan un peligro para la sociedad y más aún teniendo en cuenta que el mismo Fiscal había manifestado que él fue amenazado”

La Fiscalía ha imputado cargos a un teniente de la policía y a un teniente del ejército, aunque en los primeros días del asesinato de los campesinos, el Vicepresidente de la república de entonces, Oscar Naranjo, “suspendió de forma temporal a algunos funcionarios que habían participado en esa masacre, pero luego los reintegraron en sus cargos y están desempeñándose como tal” confirma Montilla.

“Inmediatamente sucedieron los hechos, muchas de las personas (familiares de las victimas) fueron amenazadas y por eso mucha gente tuvo que desplazarse por el temor, por el amedrentamiento que les profirieron algunos miembros de la fuerza pública” afirma el abogado y hace una comparación de la masacre del Tandil con el asesinato a manos del ejército del joven campesino Jhon Faver Dias Araujo, en la vereda Alto Bonito en el Municipio de Leyva en el 2013, “transcurridos seis años de estos hechos, hoy ya hay una solicitud de preclusión de la investigación a favor de los militares que causaron esos daños a Jhon Faver como a la familia y estamos con la preocupación de que si el juzgado acepta esa preclusión de la investigación, es una caso más que quedaría en la impunidad” concluye el abogado Edgar Montilla.