Agencia Prensa Rural
Mapa del sitio
Suscríbete a servicioprensarural

Putumayo
Asesinados dos campesinos en Piñuña Blanco, Puerto Asís
En esta zona desde hace meses existe una disputa territorial entre la disidencia autodenominada Frente Carolina Ramírez Farc-Ep, y un grupo armado al servicio del narcotráfico llamado “La Mafia”.
Comisión Intereclesial de Justicia y Paz / Lunes 25 de noviembre de 2019
 

Organización que promueve, defiende y apoya la exigencia y afirmación de los derechos económicos, sociales, culturales, ambientales, psicológicos, de género, civiles y políticos de personas y procesos organizativos rurales y urbanos frente al Estado y a actores privados. Personas y procesos organizativos que construyen paz hacia una democracia con justicia integralmente concebida.

El domingo 24 de noviembre hacia las 4:30 p.m. se produjo el asesinato de los habitantes Abel Antonio Tapia y Luis Alberto Rodríguez, en el corregimiento de Piñuña Blanco, Puerto Asís, Putumayo.

Hombres con armas cortas esperaron a Luis Alberto en el camino de su finca a Puerto Bello y ahí le dispararon en cuatro ocasiones a la altura del tórax, ocasionando su muerte inmediata.

Hacia las 5:00 p.m. hombres armados llegaron hasta la vivienda de Abel Antonio ubicada en la comunidad de San Ignacio, lo sacaron y posteriormente fue ultimado con 7 disparos, el cuerpo fue encontrado a 10 minutos de la vivienda.

Abel Antonio de 69 años de edad era oriundo de Montería, Córdoba, desde hace varios años se encontraba afiliado en la comunidad de San Ignacio, además estaba inscrito en el programa de sustitución PNIS.

Luis Alberto Rodríguez de 53 años de edad era originario de Puerto Asís, y se encontraba afiliado a la comunidad de Puerto Bello, al igual que Abel, Luis Alberto estaba inscrito en el programa de sustitución PNIS.

En esta zona desde hace meses existe una disputa territorial entre la disidencia autodenominada Frente Carolina Ramírez Farc-Ep, y un grupo armado al servicio del narcotráfico llamado “La Mafia”.

Esta situación está generando un grave riesgo de desplazamiento de las comunidades de Piñuña Blanco y un riesgo sobre su vida e integridad. A pesar de la serie de denuncias entabladas por las comunidades a diversos organismos del Estado, ninguna acción eficaz se ha realizado para prevenir daños a la vida e integridad de los pobladores de Piñuña Blanco.